Recetas

¿La clave de este dal sindhi? mucho jengibre

Ya sea a través del gusto, el olfato o el tacto, la comida es una de las formas más comunes en que nuestro cerebro almacena recuerdos felices. El mero olor de las albóndigas de garbanzos fritas en una olla grande de aceite me recuerda a los monzones en la India, cuando la pakora se convierte instantáneamente en un bocadillo. Y aunque no hay mucho gusto por lo dulce, la harina de garbanzos asados ​​con ghee para hacer mithai, un postre indio parecido al dulce de azúcar, me hace jugar.

En mi reciente viaje a la India con mi hija Agna, tuvimos una experiencia como esta que atesoraré por siempre. A altas horas de la noche, después de dos largos vuelos, llegamos a nuestro hotel en Nueva Delhi, hambrientos y cansados. La única comida disponible era un servicio de habitaciones limitado. Pedimos alimentos básicos, dal y arroz.

ADVERTISEMENT

Dal, siendo un guiso de lentejas popular en casi todos los hogares y restaurantes de la India, se puede hacer de mil maneras diferentes. Esa noche, el dal era un simple y nutritivo mung dal amarillo salpicado de tomates frescos y comino, pero con un delicioso bocado de jengibre en cada cucharada. Era muy similar a lo que mi madre solía hacer en su provincia natal de Sindh, pero la gran cantidad de jengibre cambió todo en ella. Incluso para un cocinero experimentado como yo, el dal me hizo temblar de emoción, y estamos felices de lamer cada gota sabiendo que se convertirá en un alimento básico en mi cocina cuando regrese a Texas.

Este dal se encuentra actualmente en el menú de mi restaurante, y aquí hay una receta: te insto a que le pongas esa olla de jengibre encima, sin miedo.

DAL SINDI

• 1 taza de mung dal amarillo
• 1 cucharadita de cúrcuma seca molida
2 cucharadas de puré de jengibre sin pelar (ver nota)
•1 cucharadita de sal
• 4 + cucharadas de aceite de oliva o manteca
• 1 cucharadita de semillas de comino
• 1/2 taza de cebolla blanca o amarilla picada
• 1 cucharadita de ajo picado
• 1 cucharadita de pimiento rojo en polvo
• 2 tazas de tomates maduros cortados en cubitos
2 cucharadas de jengibre finamente picado
• 1 cucharadita de jaggery rallado
• Jugo de limon
• hierbas para decorar

Instrucciones: Enjuague las lentejas de 2 a 3 veces en agua y déjelas en remojo durante al menos 1 hora y hasta 4 horas. Para un remojo más largo, ponga las lentejas remojadas en el refrigerador. comportamiento.

Combine las lentejas con 3 tazas de agua y hierva. La espuma o la escoria pueden subir a la parte superior; Con una espumadera, deséchelo. Estas son las impurezas que a menudo provocan malestar estomacal al comer lentejas. En su lugar, deseche el agua de la primera tanda y agregue agua fresca para cocinar las lentejas. En este punto, agregue la cúrcuma, el jengibre triturado y la sal. Después de que la mezcla hierva, cubra las lentejas y cocine a fuego lento durante 20 a 30 minutos o hasta que se disuelva por completo y se ablande.

En una sartén separada a fuego alto, caliente el aceite de oliva o el ghee y frote las semillas de comino. Inmediatamente agregue la cebolla picada y saltee a fuego bajo a medio hasta que esté suave, translúcida y tenga un poco de color. Luego agregue el ajo, el pimiento rojo en polvo y los tomates y cocine a fuego lento durante 10 a 12 minutos hasta que los tomates estén suaves. Vierta esta mezcla en las lentejas con jaggery y cocine lentamente durante otros 10 minutos o más. La textura debe ser espesa, así que cocine más tiempo si es necesario. Apague el fuego y agregue jengibre picado con un poco de jengibre para decorar. Deje reposar el dal durante 10 a 15 minutos. Agregue jugo de limón y vierta más aceite de oliva o ghee encima si lo desea. Terminar con jengibre picado y hierbas y servir.

Notas y diferencias

Para hacer un puré de jengibre, mezcle 2 tazas de jengibre crudo, picado y sin pelar con 1/2 a 1 taza de agua (lo suficiente para cubrir la parte superior del jengibre) y haga puré en una licuadora hasta que quede suave. Use jengibre con agua en el dal.

*En lugar de tomates frescos, use 1 taza de puré de tomates enlatados – Mutti es una marca que prefiero.

*Este dal se puede hacer con lentejas amuralladas (naranja) o con chana dal, sin embargo, el tiempo de cocción aumentará.

Sirve de 4 a 6

De Chef Anita Jaisinghani

Anita Jaisingani es la dueña y chef del restaurante Pondicherry en Houston. Su sitio web es india1948.com. Su primer libro de cocina, “Masala” (Ten Speed ​​​​Press) fue lanzado en agosto. Correo electrónico: [email protected]

About the author

paydayi